NOTIZIE

ADERIRSCI ALLA

FONDAZIONE JB

SPONSORED BY

PARTNER

La Falta de Respeto en el Fútbol – Un Ciclo Vicioso que Romper

En el mundo del fútbol, la rivalidad entre equipos es un componente intrínseco y a menudo emocionante de la experiencia de los aficionados. Sin embargo, en los últimos años, el lado más oscuro de esta rivalidad más feroz ha surgido: una escalada constante desde la falta de respeto hasta los insultos, el abuso verbal e incluso las amenazas y la violencia física.

Parece haberse vuelto común y aceptable aplaudir las tragedias que han afectado a las hinchadas rivales, así como desear muertes y nuevas desgracias. No hace falta decir que esta situación se ha vuelto completamente inaceptable, escandalosa y no digna de una sociedad civilizada. Es evidente que refleja un completo fracaso por parte de quienes son responsables de redactar las regulaciones, supervisar su cumplimiento y tomar medidas para sancionar las violaciones.

La Fundación Jdentità Bianconera se estableció para proteger los derechos de los aficionados de la Juventus y con el objetivo específico de iniciar todos los esfuerzos posibles para revertir esta tendencia denunciando y exigiendo enérgicamente que se respeten y se apliquen las reglas. El pasado domingo, informamos a las autoridades sobre un comportamiento “altamente cuestionable” de algunos jugadores del AC Milan que, después de un partido, publicaron un video en las redes sociales en el que cantaban cánticos despectivos contra los aficionados de la Juventus.

Las reacciones a este informe han sido variadas, pero con demasiada frecuencia se basan en un relativismo que ignora el hecho de que los futbolistas no son solo atletas, sino también figuras públicas con una visibilidad tremenda e influencia en la sociedad. Cuando los mismos protagonistas dan un mal ejemplo al comportarse de manera irresponsable e insultar a los seguidores rivales, el resultado es una espiral negativa de insultos mutuos y violencia que solo puede empeorar.

De acuerdo con los ideales perseguidos por nuestra Fundación, el fútbol debe volver a ser un deporte que une, celebrando la pasión y el entusiasmo de los aficionados, independientemente de los equipos que apoyen.

Entendemos las bromas; aprendemos a vivir con ellas desde una edad temprana y forman parte del juego. Pero minimizar, como se hace con frecuencia ahora, cada insulto y difamación como simple “broma” es profundamente incorrecto y ha contribuido significativamente al clima actual. Es importante recordar que el fútbol tiene una amplia audiencia de jóvenes aficionados impresionables que tienden a imitar el comportamiento de sus ídolos. Cuando los jugadores muestran falta de respeto y un comportamiento inapropiado, están enviando un mensaje distorsionado a los jóvenes seguidores, promoviendo una cultura de insulto en lugar de respeto mutuo.

Las instituciones del fútbol, las organizaciones de medios, los equipos y los propios jugadores tienen una gran responsabilidad de ser modelos a seguir positivos para sus seguidores. Las ligas de fútbol deben intervenir con sanciones apropiadas para castigar el comportamiento inaceptable, y los equipos deben promover campañas de concientización para educar a los jugadores sobre el respeto mutuo.

En conclusión, es esencial para todos los verdaderos amantes del deporte que realmente aman el fútbol reflexionar seriamente sobre la falta de respeto en el mundo del fútbol y las consecuencias negativas que puede traer. Todos estamos apasionados por este deporte y debemos trabajar juntos para construir un ambiente de respeto y celebración de la competencia que pueda inspirar a las generaciones futuras.

CONDIVIDI SU

ULTIMI ARTICOLI

ADERIRSCI ORA ALLA

FONDAZIONE JB